jueves, agosto 16, 2018

Ironías del destino

De joven
Fui de izquierda
Soñé con habitar una pocilga
Alejado de los bienes materiales
Desprecié el futuro
Vivía para amar
De viejo
Soy de centroderecha
Dueño de una espléndida casa
Vivo ahorrando plata
Pienso en puras desgracias
Amo para callado, como que me avergonzara amar

1 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Mejor decirlo no vaya a ser que luwgo sea demasiado tarde y las palabras atoren la garganta.
Besos que vuelan con el viento de levante.
La Lechucita

7:53 a.m.  

Publicar un comentario

<< Home